2016-06-03
Fuertes acusaciones del Presidente de Azerbaiyán contra Armenia La propuesta de Ilham Aliyev: el nombre de Serge Sarkissian merece ser incluido en el libro de records de Guinnes

El día 3 de junio de 2016 se inauguró el 4° Congreso Mundial de Azerbaiyanos en Bakú, donde participaron los dirigentes, representantes de las organizaciones de diáspora y azerbaiyanos que viven en distintos países del mundo. A la ceremonia de inauguración del Congreso asistió el presidente Ilham Aliyev.

En su discurso de inauguración el presidente comunicó que el primer congreso se realizó por iniciativa del líder nacional Heydar Aliyev en 2001: “Nosotros siempre estamos interesados en la vida, destino y relaciones de los azerbaiyanos que viven en el extranjero. Los apoyamos y queremos que vivan en paz en sus respectivos países, ocupen buenas posiciones, tengan buenas oportunidades y al mismo tiempo, sirvan a su patria. Azerbaiyán fortaleció y nuestras capacidades incrementaron”.

“Actualmente, hay 462 organizaciones de Diáspora en el extranjero. Es necesario el trabajo de coordinación entre estas organizaciones. Entre ellos debe existir unidad y solidaridad. Nuestra fuerza reside en la unidad. Hoy, la sociedad civil en Azerbaiyán demuestra su unidad. Trabajamos por un objetivo común. No hay desacuerdo en nuestra sociedad, en relación al camino estratégico y del futuro del país. Existe un consenso en materia de la independencia del estado, independencia de la economía, la solución de los problemas sociales y restauración de nuestra integridad territorial y otros asuntos”, dijo el presidente.

En referencia a las relaciones con la comunidad mundial Ilham Aliyev destacó: “…Azerbaiyán es conocido en el mundo como un socio confiable y un país digno. No tenemos problemas con ningún país, excepto Armenia.

Por supuesto, la comunidad internacional debería proporcionarse con una amplia gama de información sobre las realidades de Azerbaiyán.”

Al referirse al conflicto de Nagorno Karabaj entre Armenia y Azerbaiyán, el presidente señaló que, la diáspora armenia en el mundo intenta infamar a Azerbaiyán y tergiversar las realidades del país, circulando la información falsa y ficticia sobre la historia de Nagorno Karabaj. “Debemos comunicar la verdad, que Nagorno Karabaj es la tierra histórica de Azerbaiyán. Los azerbaiyanos han vivido en estas tierras por siglos. Los armenios se trasladaron a Nagorno Karabaj desde el este de Anatolia e Irán a principios del siglo XIX. Incluso, en el año 1978 había sido inaugurado en Nagorno Karabaj un monumento en ocasión del 150° aniversario de la inmigración de armenios a Nagorno Karabaj. Durante la guerra los armenios mismos destruyeron ese monumento con el fin de falsificar la historia.  Hemos estado sujetos a la agresión, que sucedió frente al mundo.  El veinte por ciento de nuestros territorios, Nagorno Karabaj y siete distritos adyacentes, se encuentran bajo ocupación. Se llevó a cabo una política de limpieza étnica contra nosotros. Tenemos más de un millón de refugiados y personas desplazadas. El genocidio de Jodyalí fue cometido contra los azerbaiyanos. El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó cuatro resoluciones demandando la retirada de las fuerzas armadas de Armenia de nuestras tierras. Las que no se están cumpliendo. Este es el lado histórico y legal del asunto. Por supuesto, nadie puede negar esto”, expresó el presidente Ilham Aliyev.

Según las afirmaciones del presidente Ilham Aliyev, en referencia a las tensiones ocurridas entre Armenia y Azerbaiyán y operaciones militares en la línea del contacto en el mes de abril, Armenia y su diáspora divulgan informaciones falsas con intención de confundir a la comunidad mundial. Y en esta situación, las autoridades de Armenia, con el fin de engañar a su pueblo y a la comunidad internacional, brindaban declaraciones incompatibles que contradecían a sí mismo. Ellos afirmaban que no perdieron tierras, a contrario, que habían obtenido la victoria. Luego dijeron que, de hecho perdieron tierras y declararon que estas tierras no eran significativas. Después, reclamaron que esas tierras sí tienen valor y Azerbaiyán se las tiene que devolver. Es decir, están perdidos y se han expuesto con estas afirmaciones tan ridículas.

Asimismo, el jefe del estado de Azerbaiyán acusó al presidente de Armenia de mentir, citando como ejemplo las palabras del presidente de Armenia durante la cumbre de la Cumbre de la Unión Económica Euroasiática: “Según sus palabras Azerbaiyán fue el que cometió estos actos en abril, el “ejército de Nagorno Karabaj” había tomado el control de la situación y Azerbaiyán tuvo que pedir a Rusia para parar los combates. Solo en esta frase él mintió cuatro veces”.

Ilham Aliyev explicó que, “primero, fue Armenia, quien comenzó los combates en abril. Porque Armenia no quiere paz, y al recibir presiones comete las provocaciones. En los combates de abril Armenia había atacado las posiciones de Azerbaiyán, con el fuego de artillería disparando contra los pueblos y la población civil. En respuesta a su provocación, el ejército azerbaiyano actuó debidamente, demostrando su lugar al enemigo.

El presidente de Azerbaiyán indicó como la segunda mentira las afirmaciones de S. Sarkissian sobre la toma de control de la situación por el “ejército de Nagorno Karabaj”. “En principio, qué clase de control es este, donde confirman la perdida de áreas de 800 hectáreas… El ejército de Azerbaiyán ha liberado más de 2000 hectáreas del territorio de la ocupación, en los distritos de Aghdara- el territorio administrativo de la ex región autónoma de Nagorno-Karabaj, Fuzuli y Jabraíl, no 800 hectáreas. El Ejercito de Azerbaiyán tiene bajo control al territorio aún mayor”.

Indicando como la tercera mentira el hecho de que no existe un “ejercito de Nagorno Karabaj”, Ilham Aliyev dijo que es un mito para confundir a la comunidad internacional: “Los militares que hacen servicio en las fuerzas armadas armenias en Nagorno Karabaj son ciudadanos de Armenia. Más del 80 por ciento de ellos son armenios”.

Y la cuarta mentira de S. Sarkissian es que Azerbaiyán había realizado pedido a Rusia para parar los combates. “Esto es una mentira. Azerbaiyán no hizo tal pedido. Luego de esa provocación, Azerbaiyán ha efectuado una operación contraofensiva y tomó control de las posiciones necesarias. Durante varios días después el ejército de Armenia intentaba volver a tomar control de esas posiciones. Cuando vieron que no pueden lograrlo, sufren pérdidas y perderían aún más posiciones si no pararan, solicitaron a Rusia. El jefe de Estado Mayor de Rusia llamó a nuestro jefe de Estado Mayor, avisando que Armenia pide restaurar el cese de fuego e invitó a nuestro jefe del Estado Mayor del ejército a Moscú, a negociaciones. Más tarde, el presidente de Rusia me hizo una llamada con la misma solicitud y el día 5 de abril llegamos al acuerdo para el cese de fuego. Esta es la realidad”, expuso el presidente Ilham Aliyev.

Asimismo, Ilham Aliyev afirmó que no conoce a segundo presidente que diga cuatro mentiras en una frase: “Esto, sin dudas, merece ser incluido en el libro de records de Guinnes, pero como un anti-record. Al menos, en esta área Armenia ocuparía el liderazgo mundial”.

Luego de la ceremonia de inauguración el congreso continúo con sesiones.

El cuarto congreso mundial de los azerbaiyanos también se centrará en los desafíos de informar a la comunidad mundial sobre las realidades de Azerbaiyán, implementación de los métodos avanzados y tecnologías de información en sensibilización y protección de los derechos y libertades de azerbaiyanos en el extranjero.

 

 

bakushop